Obelisco - Cultura Alternativa del Fútbol - Deportivo Cali

lunes, noviembre 17, 2008

Clasificación agridulce

---
Falta jerarquía. Es la única conclusión lógica después de lo que pasó en Techo. El Cali necesitaba 3 puntos para lograr el segundo lugar y punto invisible y por el contrario, terminó perdiendo, luchando hasta el último minuto la clasificación al octogonal.

El Glorioso vino a Bogotá a especular, a jugar con la "necesidad del contrario". Le regaló la cancha y el balón y se dedicó a esperar el contragolpe. No sirvió de mucho porque nunca llegó al arco de Solís con peligro, ni siquiera cuando Equidad quedó con 10 hombres. La presentación del Glorioso es inadmisible.

... el picao ...

Llovió en Bogotá. Se sabía de antemano; bastaba mirar los cerros para darse cuenta que se venía el chaparrón. Aun así, el aficionado más culto no dudó en acompañar al equipo. Cali jugaba de local en Techo. La tribuna Occidental Sur era verde, el FRV marcaba la pauta con cánticos y buena actitud. El comportamiento fue impecable.

La entrada al estadio fue complicada. Como siempre, los que se tratan de colar en la larga fila, otros pidiendo "para la boleta", la policía entorpeciendo y demorando el ingreso.

Adentro el ambiente era agradable. La familia verdiblanca aprovechó para ir en familia. Es agradable ver que el futuro de la hinchada está asegurado, muchos niños con su camiseta verdiblanca, siguiendo los cánticos del FRV, se hicieron presentes. Varios fanáticos se quejaban de la ausencia de Montero. Nunca pudo venir a Bogotá y había gran expectativa por ver al gran ídolo. Una lástima, porque este año no fue, a menos que se diera la oportunidad de disputar la final contra Equidad.

El mejor equipo de Bogotá salió primero, su celebración fue opacada por la fiesta que tenía preparada el FRV. Sonaron los himnos. El FRV debe aprender a respetarlos.

El partido comienza con un Cali echado atrás. Equidad toma la iniciativa. Las malas noticias empezaron temprano. Millonarios se ponía adelante en el marcador antes de que se cumpliera el primer minuto de juego. Jersson Córdoba se encargó de la marca de Diego Luna, no lo soltó en todo el partido. El Cali se veía perdido ante la tímida arremetida aseguradora. Hermann Córdoba lo intentaba por derecha, muy solo. Pronto, los aficionados asistentes se dieron cuenta que el Cali jugaba con 9. Jaír Benítez y Diego Valdés dejaron el alma en Pance, en Mundo Aventura, o quién sabe donde. Sergio Herrera se les unió a los pocos minutos. El Maestrito basó toda su estrategia acomodando a Wilson Carpintero en la zona de Juan Guillermo Domínguez para evitar la salida del jugador más claro del Glorioso. El Cali estaba en inferioridad de condiciones. Las noticias de victorias en Pereira y Medellín también causaron desconcierto. Los resultados adversos se estaban dando a cuentagotas. El árbitro Niño termina la primera parte y rápido, el Maestro del Verso llega a presionarlo, haciéndole todo tipo de reclamos infundados.

El árbitro se demoró bastante para reiniciar el partido. No hubo cambios al inicio de la segunda fase. Benítez, Valdés y Herrera siguieron tranquilos en sus puestos. Equidad por su parte, siendo eliminado por el resultado, fue por más. García dio rienda suelta a sus pupilos para que utilizaran el juego violento a su favor. Los aseguradores llegaban con facilidad hasta la entrada del arco de Ramírez pero no encontraban la clave que vulnerara su portería. Ramírez salvaría al Cali del primero ante cabezazo de Stalin Motta. Luego entraría Álex Sinisterra y en su primera intervención casi vacuna. Martínez acierta en el primer cambio, sustituyendo a un cansado y frustrado Diego Luna por Járol Herrera. Despúes ingresaría Carrillo por Córdoba. La hinchada lo pidió casi desde el primer tiempo. Por cada embarrada de Córdoba se coreaba "¡Ca-rri-llo! ¡Ca-rri-llo!". Raro fenómeno el del vallenato, es ídolo. Carrillo entró e hizo lo de siempre, causar faltas y expulsiones. El que la sufrió esta vez fue Elkin Serrano, semáforo y para afuera después de una falta descalificadora.

Penumbra en el estadio de Techo, hizo falta la iluminación. Ganaban Nacional, Pereira, Junior, Millonarios y la Delincuencia, la tormenta era implacable, cuando Stalin Motta convierte el de la victoria aseguradora. Una pobre presión en la media luna y un descuido de Elkin Calle permiten el ingreso del 10 de Equidad que bate sin atenuantes a Ramírez. Baldado de agua fría para el Cali, más todavía. Después de eso, ninguno de los dos quería jugar. Ambos clasificaban con el resultado, Cali perdía tiempo y Equidad también. El Glorioso trató de aprovechar el hombre de más, pero no tenía la suficiente convicción para darle vuelta al resultado. Al final, derrota, caras largas en la tribuna que sólo se alegraban al saber que el Ferrari de Carlos Antonio Vélez había salido de competencia. Un octavo lugar merecido por la pobrísima actitud del equipo en la cancha.

... funcionamiento ...

En defensa el Cali se ve sólido con el cuarteto posterior. Equidad no llegó con mucho peligro al arco de Ramírez. Sin embargo en la zona de volantes no hay presión y mucho menos quite. El problema endémico del Cali es que deja jugar mucho a su rival. Nunca lo ahoga, jamás toma al jugador referente. Deja pensar demasiado.

Si Batalla está marcado y Montero no está, el ataque es inexistente. Los jugadores de la primera línea de volantes no colaboran con la ofensiva. Ayer, tampoco hubo salida porque Domínguez estuvo ocupado marcando a Carpintero y Calle a Motta.

... jugadas clave ...

Minuto 78, gol de Equidad: Motta a pase de Roberto Polo. Descuido de la defensa verdiblanca.

... uno a uno ...

Ramírez: Mejoró en los tiros de costado. Todavía sigue dejando rebotes, se queda dormido en jugadas donde tiene que ayudarle a sus compañeros. Sin embargo, salvó al Cali y para eso está. (4)

Calle: Equivocado en el gol de Equidad. Marcó bien, no tuvo mucha suerte en el ataque. La para le ha causado un bajón futbolístico. (2)

Martínez: Central lento, que sabe ubicarse. Mal en los primeros minutos, luego mejoró. No tuvo mayores problemas. Kennedy es titular. (3)

Zapata: Bastión del Cali. Quita por todos lados, hace relevos, aparece por doquier. Inmenso. (4)

Domínguez: Ocupado con Carpintero la mayor parte del partido. No pudo salir por este motivo y porque Benítez le estorbaba. Cuando salió por su costado el Cali ganó en claridad. Cumplió en defensa. (4)

Ayala: Quitó mucho balón, no pasó tan bien como en otros encuentros. (3)

Valdés: Desastre. No quita, no pasa bien, no va con convicción a pelear un balón. Dormido todo el partido. Lo del canterano es algo mental, seguramente tiene problemas fuera de la cancha porque es imposible que un jugador esté tan desconcentrado en un encuentro de fútbol profesional. (1)

Benítez: Qué desastre. Totalmente perdido en la posición de volante. No marca, no apoya en el ataque. Se cae solo. No pasa bien. Le estorba a sus compañeros. Espía. (1)

Batalla: Jersson Córdoba lo ablandó todo el partido y Batalla no se sobrepuso. (2)

S Herrera: Mal, muy mal. No gana nunca en el cabezazo, es imposible si salta con la cabeza abajo. No pasa bien, no marca una diagonal, es lento. Se le acabó el tiempo. (1)

Córdoba: Jugador de equipo. Importante para el funcionamiento global, pero no tiene la jerarquía suficiente para ser difinitivo. (2)

... los cambios ...

Járol: Entró enchufado y participó de algunas jugadas ofensivas. El Cali mejoró con su ingreso. (3)

Carrillo: Hizo expulsar a un jugador. No hizo más. (3)

... el dt ...

Martínez tiene que plantear otro tipo de partidos. Le falta ambición. Es increíble que un equipo grande como el Cali venga a Techo a perder por pocos goles. La alineación inicial es terrible en cuanto a nombres se refiere. Vuelve a demorarse en los cambios. No está trabajando la presión sobre el contrario.

... el central ...

Niño: Equivocado para ambos lados. No influyó en el resultado. (2)

---

La Junta tendrá que reunirse con Martínez esta semana y hablar duro. El técnico ha logrado inyectarle identidad al equipo pero no ha podido darle jerarquía. El Cali entra de último al octogonal, en desventaja con todos. Es decir, tiene que salir a buscar resultados de visitante y de local. Con la pasividad actual, será imposible obtenerlos así estén todos los titulares en la cancha. Jugadores como Benítez, Valdés y Sergio Herrera no pueden volver a ser concentrados. Se pierde demasiado dejándolos jugar.

Aunque Martínez trate de alinear a jugadores con experiencia esto no significa que tengan jerarquía. Al día de hoy, no existe un jugador en el Cali que esté hablándole al árbitro, que aliente a los jugadores, que se eche el equipo al hombro. El capitán, podrá ser buena persona y líder positivo, pero eso no se ve en la cancha. En la eventualidad de que se necesite un resultado, el Cali no muestra claridad mental, ambición y audacia para conseguirlo.

Es lamentable la actitud mediocre y de equipo chico que presentó el Cali el domingo en Bogotá. Se clasificó, sí, pero cediendo mucho terreno. Equidad no es un equipo que tenga gran cosa y el Cali decidió dejarlo jugar a sus anchas. Cuando la mentalidad es venir a empatar o a perder por poco, los objetivos y filosofía se van para la basura. Esto no puede seguir ocurriendo. En cuadrangulares la situación tiene que cambiar.

Habrá que agradecerle a Montero por sus goles y al Envigado por su decorosa presentación en Bogotá, porque de no ser por ellos, otro gallo cantaría.

Temas propuestos

1. ¿Por qué tanta pobreza mental en el cuerpo técnico y jugadores del Cali? ¿Falta jerarquía?
2. ¿Hubo justicia en cuanto a clasificados, eliminados y descendidos?
3. Impresiones generales del partido.


Bonus Track: Resultados finales del Caligol.

---

La Cultura Alternativa del Fútbol felicita a...

VERDE HASTA LA MUERTE

nuevo campeón del Caligol en su cuarta versión.

En diciembre se harán los arreglos necesarios para el premio.

La Cultura Alternativa lamenta el descenso de Sotelo 92 al Caligol B.

Gracias a todos por participar, y a Aredes y Jornando por llevar a cabo tan prestigioso concurso.

Etiquetas: , , ,

Creative Commons License
  Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

vínculos...

Crear un vínculo

<< a Obelisco