Obelisco - Cultura Alternativa del Fútbol - Deportivo Cali

domingo, julio 13, 2008

El reto de Martínez - Rol del hincha (doble entrada)

---

El reto de Martínez

Por Obelisco

El daño que le ha hecho la prensa "delincuente" a la hinchada verdiblanca es monumental. Tantos años de periodismo destructivo le dañaron la cabeza al fanático azucarero. La mala leche se hace visible cuando a una persona que ha dedicado gran parte de su vida a que el Deportivo Cali sea el mejor le lluevan críticas sin darle siquiera la oportunidad de demostrar lo que sabe.

Lo de la prensa parece inofensivo. No insultan, usan el sarcasmo, la ironía y la burla cuando se refieren al Glorioso. Tantos años de los mismo producen costumbre, a algunos hinchas hasta les parece chistoso. Lo peor de todo es el condicionamiento al que someten a los desprevenidos. Por ejemplo, hablan pestes de una sustitución que haya realizado el técnico en el partido anterior y si por algún motivo se repite dicho cambio, el hincha, sin analizar lo que pase en el campo, chifla la actuación del plantel. Los ejemplos son varios, ya los hinchas del Cali tienen introyectada la idea de que los refuerzos tienen que ser de "primerísimo" nivel (cuando en Colombia, a excepción de Santa Fe) no hay dinero para eso, que el técnico tiene que ser "ganador" (cuando los que han ganado algo con el Cali en los últimos años no tenían ningún título para mostrar antes de su llegada). No existe un aprecio real por lo que hay en el Glorioso. No se valora lo que produce la cantera o la formación de los profesionales al interior del equipo.

Ricardo Martínez no tiene el apoyo de la hinchada, y es lo primero que el de Puerto Carreño tiene que saber para triunfar. La prensa lo sabe y manipulará al hincha para aumentar la presión. Sólo la paciencia y la inteligencia, sumado a la colaboración de la Junta Directiva podrán sacar este barco a flote. La pelea la dará él solo junto a algunos pocos que creen en su capacidad. La Cultura Alternativa respetuosamente le da unas sugerencias para que pueda alcanzar todo su potencial.

1. Evitar la manipulación: Hay socios que le hablan al oído a ciertos jugadores para que no entreguen en el campo todo lo que tienen. Inclusive se habla de aquéllos que le hablan al técnico para que ponga más a unos jugadores que a otros. Se tiene que evitar todo contacto con los socios con intereses particulares y a la vez estar atento si llegan a permear el plantel. En caso de saberlo debe denunciarlos ante el Comité Directivo y ellos están en la obligación de llamarlos a descargos.

2. No desesperarse: En el Cali si en tres partidos no se demuestra fútbol arte y se golea a todo el mundo, el técnico tiene todas las de perder. Martínez no ha tenido suficiente tiempo para trabajar y en 3 fechas no alcanzará el nivel de juego esperado. No puede ceder ante la presión de la hinchada y de la prensa. Sin embargo deberá tener la capacidad para observar lo que anda mal y cambiarlo a tiempo.

3. Ser justo con los jugadores: Va de la mano de la primera sugerencia. En el campo tienen que estar los que se encuentran en mejor momento y además muestran una actitud positiva en los entrenamientos. Jugadores que cometan errores continuamente no pueden quedarse con el puesto eternamente, como tampoco enviar a los que realizan buenas actuaciones a la banca sin brindarles una nueva oportunidad.

4. Asesorarse bien: Martínez necesita de alguien que lo ayude en los cambios y en el entrenamiento táctico del plantel. Sergio Angulo es su asistente técnico, ojalá dé la talla, hubiera sido mejor alguien con experiencia. Por el momento es conveniente incorporar un psicólogo deportivo para que lo retroalimente con comportamientos grupales o individuales que apunten a desmotivación o "desconcentración" en los jugadores. Por lo pronto acertó con la continuidad del preparador físico Fernando González.

5. Adaptarse a las circunstancias: No puede ser intransigente con los jugadores. Tiene que encontrar un punto medio entre lo que él quiere y lo que los jugadores pueden hacer. Posiblemente el hincha no vea de nuevo el experimento cansón de jugar con línea de 3 (Dios quiera) que no sirve para nada. Claramente si Martínez presiona mucho, el "sindicato" de jugadores entrará en operación tortuga y adiós sueño. Lo primero es lograr que el equipo tenga una identidad táctica, que la idea de lo que se quiere se vea poco a poco e ir corrigiendo los errores sobre el camino.

6. Empoderar al plantel: Los jugadores son los dueños del equipo, no cabe la menor duda, juegan cuando quieren. Martínez debe ordenar al grupo para que exista liderazgo y control al interior del mismo. Que sean los propios jugadores los que no permitan que otro no haga su trabajo. Convencerlos que tienen excelentes condiciones, exaltar en ellos los valores de la sana competencia y el profesionalismo. Nuevamente, un psicólogo deportivo se hace vital para el plantel.

Superar el reto va a ser complejo. El equipo está incompleto y muy golpeado. Hay dudas en el arco, la defensa sigue siendo vulnerable por la franja izquierda tal como lo ha sido desde hace 2 años y falta mucho orden en la media cancha. El hincha está esperando una conquista internacional. Sin embargo hay equipo para pelear y un técnico que conoce los comportamientos del grupo. El perfil bajo que maneja Martínez puede liberarlo de la presión un poco y depositarla más en la Junta y los jugadores.

El nuevo DT del Cali ha demostrado en dos juegos que dirigió que hace la más sencilla, es lógico en sus cambios y hace planteamientos con los que mejor se encuentran física y psicológicamente. Cree en los jugadores de la cantera y les saca el mayor provecho. En la época de Labruna, cuando el gaucho fue suspendido por ocho fechas, milagrósamente se disminuyó el consumo de Mylanta entre los hinchas del Cali. Martínez estaba en el banco.

-------------------

El Rol del Hincha

Por JEB

Viendo las necesarias diferencias entre las personas que opinan, considero que debe haber un solo objetivo y es que nuestro Glorioso Deportivo Cali sea siempre el mejor y así mismo esté en las mejores posiciones y situaciones deportivas, técnicas, económicas e institucionales.

El Deportivo Cali como verdadero Club que es, con gran cantidad de socios de muchos años de permanencia y con toda su infraestructura administrativa, social, técnica y deportiva debe tener un manejo, en todas sus dependencias, que le permita cumplir con sus objetivos. Los socios no pueden estar interviniendo permanentemente en las decisiones, por la conformación de la asociación, igual que en cualquier otra donde se nombra una junta directiva y una cabeza para dirigirla. Y es esa cabeza quien debe tomar las decisiones, buenas o malas, para manejar los destinos de la empresa. Eso se ve en cualquier asociación donde democráticamente se eligen los directivos.

El Cali lleva muchos años funcionando de esta manera y eso es lo que lo ha hecho grande. Por eso tenemos las instalaciones existentes; por eso los futbolistas que llegan al Cali se sienten cómodos (no les falta nada); y por eso mismo, por lo que tenemos y por lo que maneja la institución hay muchas personas interesadas en dirigirla ya sea pensando en su propio beneficio o en el del Club.

He leído muchos comentarios contra los socios del Glorioso. Al 99% de los socios les interesa el club por su equipo de fútbol. Es más, la gran mayoría de los socios no va a las instalaciones del club, van a los partidos. A ellos les interesa mucho su equipo, y les cuesta con fútbol o sin fútbol. ¿Por qué las críticas a los socios ? ¿El segundo piso se ha vuelto el coco del equipo? Ahí es donde más fuertemente se critica al equipo y a la junta directiva. Creo que a veces de manera excesiva, aunque últimamente se ha apoyado más.

Siendo el fútbol una pasión, se debe manejar con la razón. Nosotros como hinchas apasionados de nuestro equipo, que creemos saber más de fútbol que cualquiera, que inventamos alineaciones ganadoras despreocupadamente, que siempre tenemos la razón y sabemos como debió jugar el equipo para ganar, debemos tener prudencia y sabiduría para contribuir con las metas que queremos alcanzar.

Transcribo un párrafo de Aredes: “Sin embargo me preocupa sobremanera algunos otros puntos que muestran al FRV como supervisor y hasta inquisidor del trabajo del director técnico. Yo pensaba que el FRV estaba para apoyar y no para supervisar. Lo que menos necesita el equipo es que la presión inicie desde la pretemporada o que a Ricardo le digan cómo debe manejar su grupo.”

Si todos nosotros: socios del club, socios del blog, socios del FRV, hinchas del segundo piso, del tercero, de oriental, de norte, los que no van al estadio, los hinchas de radio, los vendedores en las graderías, los que cuidan los carros (también se afectan si el equipo no va de primero) vamos a reclamarle al técnico, no lo vamos a dejar trabajar. Si todos vamos a decirle al entrenador cuál es la alineación, no lo vamos a dejar trabajar. Si lo vamos a estar visitando en la cancha y opinando sin que nos pregunten, no lo vamos a dejar trabajar.

Señores cada persona o grupo tiene su función, preparados para cumplir una tarea y cumplirla a cabalidad. Los socios del Cali deben pagar cumplidamente su cuota mensual, estar atentos a la marcha de la empresa y asistir a las asambleas a aportar su opinión y dar su voto, respetuosos de la jerarquía existente. Los socios del blog podrán opinar sobre el equipo respetando las ideas de los demás y aportando con su conocimiento y experiencia con ideas para el mejoramiento del equipo y si se puede, que sea transmitida a quienes lo manejan. Los socios del FRV deben hacer su papel de fanáticos respetuosos y apoyar, exigir sin amenazar. Así haya personas más radicales.

Todos tenemos como objetivo a un equipo ganador, aunemos los esfuerzos, respetemos la labor de cada uno y cuando expresemos nuestra inconformidad hagámoslo adecuadamente sin insultos y sin ofensas verbales o físicas a los demás. Empecemos esta nueva etapa, este nuevo campeonato que arranca, unidos. No se olviden que los chacales están al acecho, que la prensa está pendiente y esperanzada en los traspiés del Cali. Parafraseando a aquel ciclista, en Cali se muere más gente de envidia que de cualquier enfermedad. No le creamos más a la prensa que tergiversa y ridiculiza las actuaciones del Cali. Creamos en lo que vemos nosotros.

El pasto más verde está en nuestro jardín, no en el del vecino.

Temas propuestos

1. ¿Cuáles son las claves para que triunfe Martínez?
2. ¿Cuáles deben ser los roles de los diferentes tipos de hinchas?

Etiquetas: , , ,

Creative Commons License
  Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

vínculos...

Crear un vínculo

<< a Obelisco