Obelisco - Cultura Alternativa del Fútbol - Deportivo Cali

jueves, marzo 22, 2007

LOS REFUERZOS EN LA MIRA (Primer tercio)

por Aredes

Pasado el primer tercio de la Copa Mustang I-2007, como tema de discusión es interesante hacer una evaluación de los siete refuerzos que con gran despliegue publicitario llegaron al equipo gracias a al esfuerzo de la junta y basado en un trabajo de más de seis meses que involucró veedores en territorio argentino, viajes de los directivos al sur del continente y la decisiva contribución del técnico Omar Labruna.

Daniel Briceño:
Ha ido de menos a más. Fue el último de los refuerzos que llegaron a la institución gracias a la salida al River Plate de “yo-no-fui” Rivas. Debido a su incorporación a última hora no pudo hacer la misma pretemporada que el resto del equipo por lo que inicialmente se le adjudicó un puesto en el banquillo de la esperanza. Gracias a la lesión de Lucas llegó a la titular dejando muchas dudas sobre su nivel futbolístico. Con el transcurso de los partidos se ha convertido en el más confiable del trío central y hoy tiene prácticamente escriturado el puesto. De acuerdo con la progresión mostrada se espera que mejore aun mÁs su nivel. Evaluación: Buena contratación.

Máximo Lucas:
Contrario al anterior, fue la primera contratación del equipo para ésta temporada. Con su llegada se esperaba reemplazar al paraguayo Darío Caballero que con base en sacrificio, seriedad, temperamento y buen rendimiento se había convertido en la figura de la defensa del equipo y contaba con el firme respaldo de la hinchada hasta antes de los incidentes contractuales que motivaron su salida. El “Pato” como se le conoce en el blog, hizo una prometedora presentación en el juego inaugural pero lamentablemente salió lesionado en los primeros juegos. Aunque ya se autorizó su regreso, el aceptable nivel de los tres centrales no ha permitido su participación en el equipo titular. Su regreso está condicionado a su propio desempeño en los entrenamientos combinado con un bajón de rendimiento o una sanción de alguno de los centrales. Se espera de él que aporte la cuota de temperamento (no confundir con pata indiscriminada) en la zaga del equipo. Evaluación: En deuda, no por rendimiento sino por la lesión.

Haider Palacio:
Llegó al Cali finalmente luego de varios años de coqueteos y negociaciones frustradas con el Junior. Llegó precedido de una bien ganada reputación a llenar un vacío de muchos años en el corredor derecho. Su desempeño ha sido excelente, se metió en el corazón de la hinchada desde el primer juego donde anotó un soberbio gol de pelota quieta. Su ordenado aporte en defensa cuidando su parcela así como los relevos a los centrales cuando las jugadas ofensivas vienen por la zona opuesta han sido fundamentales para dar seguridad al fondo. Su constante proyección en ataque es una de las efectivas armas ofensivas del equipo, casi siempre que los volantes trasladan el balón en función de creación se le ve pasar como un rayo buscando la raya final en espera del misil que no siempre le llega. Evaluación: Excelente refuerzo, seguramente va a convertirse en emblema del equipo, lástima que lleve al Junior en su corazón, aunque eso no le resta méritos como todo un buen profesional que es.

Rubén Darío Velásquez:
Este sí la tiene complicada. Con una buena hoja de vida en Colombia aunque desconocida en cuanto a su rendimiento fuera del país, llegó como cuota de experiencia y liderazgo en la media cancha. Goza de la confianza de Labruna que ha tratado de darle toda la oportunidad para que levante un nivel futbolístico que está muy por debajo del que se le conocía al jugador. Lamentablemente las lesiones y sanciones han hecho que sus actuaciones sean intermitentes y no le han permitido las horas de vuelo suficientes para levantar su nivel. Como si sus problemas fueran pocos, el pelao Vásquez y el Vive (cuando puede) están volando y son bien merecidos dueños de la zona de recuperación, encima de esto el juvenil Bernal y el Cachorro Belalcázar están por lo menos a su mismo nivel. Debe aprovechar la confianza de Labruna para demostrar lo que sabemos que puede dar. Evaluación: En deuda por bajo nivel agravado por la falta de continuidad.

Paolo Frangipane:
Su compromiso inicial era manejar los hilos del equipo, su tarea se ha visto modificada por el regreso del Caracho quien ahora es el principal creador de jugadas del equipo, lo que lo ha liberado en gran parte del compromiso. Dueño de una espectacular pegada que nos ha hecho recordar los tiempos de Mafla y Aravena, infunde terror en los arqueros contrarios y hace intocables a nuestros delanteros cuando están en las proximidades del área contraria. No ha demostrado dotes de líder y tiene tendencia a perderse en el juego en los segundos tiempos, sin duda no es un guerrero pero su calidad en el manejo del balón, sus aptitudes de pasador y su visión del juego lo hace encajar muy bien en el esquema ofensivo del equipo. Algunos afirman que ha sido opacado por el Caracho y esperan verlo con más protagonismo en el juego teniendo en cuenta su excelente actuación en el juego inaugural. De acuerdo con sus antecedentes es posible que no nos muestre nada más allá. Su nivel está muy por encima de Jarol Herrera que sería el único que comprometería su posición. Evaluación: Muy buena contratación, aporta claridad aunque tiene altibajos. Su pegada de Zeus es imprescindible, por encima de sus bajones.

Martín Cardetti:
Era el llamado a ser la figura no solo del equipo sino de la Copa Mustang por su trayectoria internacional. Llegó en baja forma física por lo que se le hizo un plan de trabajo específico y pudo debutar en el partido inaugural donde falló un penalti y demostró un apenas aceptable nivel que no pudo levantar en los siguientes dos partidos. Se le ven unas ganas inmensas de triunfar demostradas en la celebración del penalti que anotó en el día que comimos sancocho de gallina. Se lesionó en las prácticas, lo que trajo a la memoria de los hinchas su reciente historia con Gimnasia de La Plata donde tuvo constantes lesiones que lo mantuvieron alejado de la titularidad. Desde la tribuna se la ha podido ver alentando al equipo y celebrando rabiosamente los goles, lo que dice mucho de su personalidad e interés en consolidarse. Aunque ya fue dado de alta, su regreso a la titular se hace complicado por cuanto Carrillo viene anotando en todos los partidos y ha empezado a configurar una buena dupla con Serginho. Debe aprovechar los bajones de Carrillo en los segundos tiempos para demostrar su categoría. Evaluación: En deuda principalmente por las lesiones pero también por bajo nivel. La incertidumbre de su condición física sigue latente.

Sergio Herrera:
El mejor. Figura indiscutible en todos los partidos, ha superado las expectativas y ha borrado la incertidumbre acerca de su nivel debido a la prolongada para en Arabia y en Brasil. Es infinitamente superior al que conocimos jugando en el equipo que no quiero mencionar para no dañar esta entrada. Juega en cualquier posición de la delantera, ya sea en punta en la mitad de los centrales, o entrando desde tres cuartos de cancha hacia el área en diagonal o ganando la última raya para centrar. Pivotea, atrae la marca, provoca faltas cerca del área, baja al medio a buscar el balón y apoyar la creación, es fuerte en el juego aéreo y en la definición. Como si eso fuera poco, aporta una gran cuota de sacrificio y no es extraño verlo colaborando con la recuperación del balón, así sea solo para estorbar al rival. Se le ve muy cómodo comandando el ataque de la talentosa banda de Labruna. Esta llamado a convertirse en ídolo histórico de la afición azucarera y es solo cuestión de tiempo su llamado a la selección nacional. Evaluación: Excelente, qué satisfacción haber recuperado éste jugador para la amenaza verde y para el fútbol del país.

Conclusión: De siete, cuatro éxitos y tres incertidumbres. Volveremos a hacer la evaluación cuando promedie el segundo tercio de la Copa Mustang y esperemos que sean siete éxitos de siete.


Aredes

Etiquetas: , , , , , , ,

Creative Commons License
  Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

vínculos...

Crear un vínculo

<< a Obelisco