Obelisco - Cultura Alternativa del Fútbol - Deportivo Cali

martes, agosto 07, 2007

Seguir sumando (previa)

---
Hay que aprovechar el momento anímico del Cali para seguir cosechando puntos de visitante. La premisa del técnico Omar Labruna ha sido la de buscar los partidos en cualquier cancha. Contra el Deportes Quindío tiene que ser igual.

La victoria frente a Millonarios, aunque no es ni mucho menos un motivo para sacar carro de bomberos, sí es importante para que el plantel y la hinchada se concientice de su propia capacidad. En Bogotá se lograron 3 puntos muy importantes, y casi que obligatorios, por tres motivos: para recuperar lo perdido en Cali contra el Pasto, distanciar a los equipos que van en la lucha por el cupo a Copa por Reclasificación y para determinar el nivel en el que inicia esta nómina II-2007. Además, se ratifica el profesionalismo de Óscar Córdoba, la mano de Labruna en los intermedios y la capacidad que tiene la línea titular para revertir un partido.

Ganarle a Millonarios era lo lógico, por el nivel que ha mostrado el conjunto embajador, y por las condiciones de juego y nómina del Cali. Es evidente que el Cali es superior en el papel y en la cancha. Contra el Quindío se espera más de lo mismo. La escuadra cafetera ha tenido problemas desde hace rato y los sigue teniendo en esta nueva versión de la Mustang. Están en el puesto 17, aún sin conseguir un solo punto. Caldas y Cúcuta los han vencido, y según los informes de los partidos el equipo de Víctor Espinosa no tiene forma alguna. Eso no es problema del Cali, porque la misión del Cali es encontrar su propio juego, y parece que lo está logrando.

La estructura axial del Cali ha sido bien conformada por Junta y Cuerpo Técnico. De esto depende la confianza que el equipo pueda tener en sí mismo. Es decir, individualmente cada uno de los integrantes de la titular sabe que alguno de sus compañeros puede responder en el momento que se necesite y resolver un partido. El ejemplo más claro es la actuación de Óscar Córdoba en el encuentro anterior. El portero vallecaucano salvó la papeleta cuando más se necesitaba. Tapó la que era y eso no lo tenía el Cali el semestre pasado. Lo mismo ocurre en las demás líneas. No está presente el desborde de Benítez por izquierda, pero ya Montero, Cardetti y Palacio saben donde están ubicados casi que de memoria. El cambio de frente de primera de Palacio a Montero o Cardetti se está volviendo marca registrada. En defensa, Olave está seguro y Zapata tiene la capacidad para resolver por arriba y por abajo. Si no están ellos, Briceño es una opción más que válida. En el medio, Valdés hace respetar el equipo y es alternativa en los rebotes ofensivos. En la creación, Frangipane y Cornejo pueden en cualquier momento cambiarle la cara al partido. Por último, Cardetti, Montero y Rodríguez son goleadores consagrados y no le queda duda a nadie que la meten cuando tengan la oportunidad. En balón parado, todo es posible en los piés de Palacio, Frangipane, Montero, Domínguez, Valdés o Rodríguez. La confianza es vital para que un equipo no ceda ante la presión de hinchada, periodismo y demás, buscando el juego que les dé los resultados.

La plaza quindiana ha sido favorable para el Glorioso desde hace un buen tiempo. El gol de Antony Tapia todavía es de grata recordación entre la afición azucarera. El Cali debe salir por los tres puntos en Armenia, aprovechando la crisis institucional y futbolística del Quindío. Estos puntos son importantes para seguir en la pelea en la Reclasificación y en la Mustang II.

El equipo de Víctor Espinosa juega el 4-4-2 típico de la era Umaña. La zona defensiva es su principal debilidad. El único defensa de mostrar es Giovanni García. Los demás tienen poca experiencia y un nivel bajo para el FPC. En el medio campo, se la juega con salida por las bandas con el conocidísimo y resistidísimo por la parcial cafetera Juan Gilberto "Pichú" Núñez y Luis Fernando Mosquera. En el ataque el referente es Iván "La Champeta" Velásquez, jugador rápido, de larga zancada y buen definidor. Lamentablemente para la afición quindiana, "La Champeta" no se encuentra en su mejor forma física.

El Cali tendrá que seguir haciendo lo que le ha funcionado en los últimos dos partidos para ganar. La salida por la banda derecha con Palacio será nuevamente la fortaleza del Cali en ataque. Además, se tendrán que buscar nuevas alternativas de juego. La llegada al área con Valdés o Domínguez, los pases al vacío del mismo Domínguez o la combinación con Caicedo para llegar a línea final tienen que ser explorados. Córdoba tendrá que ajustar sus saques largos para evitar la presión en el medio. Olave y Zapata deben generar mayor peligro en el cabezazo ofensivo. Todo esto es posible porque el talento está ahí esperando ser aprovechado.

Labruna formará seguramente con un 4 atrás dada la expulsión de Briceño en el partido pasado. Por lo que se sabe, le hubiera gustado jugar con 3, pero eso no va a ser posible. La variante esperada es Cornejo por izquierda, para una incrementar la presencia en ataque por esa banda y buscarle un socio a Domínguez. Un 4-4-2, con Frangipane en función de volante por la lateral valdría la pena, al menos, intentarlo. El regreso de Johny Vásquez es imperativo para el equipo. Ojalá Labruna no deje perder a este jugador.

El equipo está para cosas importantes, hay que mejorar en juego de conjunto y la confianza para que eso se dé está creciendo con cada partido. Hay que salir a ganar.

Probables formaciones:

Deportes Quindío: Otero; Morales, H Mosquera, Escobar y García; LF Mosquera, Chará, Mejía y Núñez; Tolosa y Velásquez.

Superdépor: Córdoba; Palacio, Zapata, Olave y Domínguez; Valdés y Caicedo; Cornejo y Frangipane; Cardetti y Montero.

Temas

1. Claves para ganar
2. ¿Qué variantes les gustaría que el Cali ensayara en este partido?

Obelisco

Etiquetas: , ,

Creative Commons License
  Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

vínculos...

Crear un vínculo

<< a Obelisco